Ahora importamos huevos

Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0

Desde el 20 de agosto pasado se han importado 906 toneladas de huevo de Estados Unidos, y en los próximos días estarán llegando de Chile y Costa Rica, anunció el Servicio nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica).

Estas medidas pretenden aumentar la oferta de huevo en el país.

Se repusieron 4.5 millones de gallinas ponedoras de los 11 millones que fueron sacrificadas por el brote de influenza aviar H7N3, con lo que se espera que se produzcan 2 mil 260 toneldas diarias adicionales.

Estiman que cada mes se logre reponer ese número de aves y para fines de noviembre se restablezca la producción anterior al brote, que era de 1 millón 194 mil toneladas y que representa la mitad del huevo que se comercializa a escala nacional.

La aplicación de vacunas continúa y en la segunda etapa se han colocado 33.7 millones de vacunas que sumadas con la primera dan un total de 122 millones de dosis.

La alimentación parece cosa de ciencia ficción: Comemos animales con vidas miserables y muertes cruentas. Los animales enferman por el hacinamiento en el que viven. Los matamos para que no propaguen la enfermedad. Desarrollamos una vacuna y la aplicamos a otros millones de animales que se harán resistentes a los virus. Continuamos matando animales y llamamos a eso nutrición. Y así sucesivamente…

Si tuviéramos un poco de criterio sobre lo que nos llevamos a la boca, entenderíamos que los sistemas de producción son un siniestro tejido entre criadores y farmacéuticas. Negocio redondo el de producir vacunas y hormonas para miles de millones de animales, engordarlos, enfermarlos y curarlos. Y mientras los omnívoros consumen estos “productos” sin reparar en los daños a su salud, al medio ambiente y a los animales no humanos.

En las notas periodísticas los animales son siempre “unidades”. Si se exterminaran 11 millones de seres humanos, sería peor que el holocausto nazi. Sin embargo, nuestro especismo minimiza las cifras de esas vidas y destaca las relacionadas con dinero.

Ya mataron 11 millones de aves, ahora las van a reponer, como si se tratara de objetos. Nos cuesta tanto entender que cada vida es única e irrepetible, que cada una de esas gallinas tiene capacidad de sentir placer y dolor, que se da cuenta de su entorno, que tiene relaciones sociales y necesidad de desarrollarse en un habitat adecuado. Pasamos por encima todo eso por el mero placer de comernos una omelette, o una torta de huevo revuelto.

Somos egoístas, manipulables y acríticos. Nos instalamos en la comodidad de la ignorancia y los hábitos para permitir todo tipo de crueldades. No nos damos cuenta que con ello afectamos nuestra salud, la del planeta, y desoimos nuestra propia sensibilidad.

Ojalá el huevo costara el triple, ojalá fuera artículo de lujo y dejáramos de ser el país número uno en consumirlo. Pero lo que más deseo es que entendamos de una vez por todas, que los animales no son comida, ni máquinas productoras de satisfactores, sino seres con el mismo derecho a una vida digna que nosotros. ¿Es tan díficil?

 

Twitter 0 Facebook 0 Google+ 0 Pin It Share 0

6 thoughts on “Ahora importamos huevos

  1. lamentablemente la gente no piensa asi… tuve una conversacion de puntos de vista con una persona que me decia que el mexicano no puede dejar de consumir huevo por las proteinas que este da, y porque es un alimento básico en las familias de bajos recursos.. a lo que yo le respondí que si en verdad esas familias son de bajos recursos porq no se apoyaban por lo pronto en comer otro tipo de alimentos que trataran de sustituir esas proteinas.. él me respondio que tampoco se trata de que todo mundo se convierta en vegetariano.. a mi parecer no se trata de eso. si no mas bien de informarse y yo creo que la clara respuesta es porque la gente no sabe comer otra cosa que no sea carne u origen animal. desgraciadamente asi es. la gente no sabe comer de todo y se desgastan en comprar productos para los que no tienen dinero simplemente porq es “alimento básico”.

    • Creo que es una cuestión de ser un consumidor responsable. Quienes no quieran dejar de comer huevo deberían al menos comprar orgánico, no es que lo avale, pero al menos su precio lleva implícito un mejor trato a las aves. Sin duda, yo abogo por la viabilidad del veganismo en todos sus sentidos.

  2. INDUDABLEMENTE NUESTRA CAPACIDAD DE PROTECCION HACIA LOS ANIMALES ES NULA, NO NOS PREOCUPA, LA RAZA HUMANA SE HA VUELTO INSENSIBLE AL DOLOR DE CUALQUIER SER, SOLO SE PREOCUPA POR SATISFACER SUS NECESIDADES, LOS POBRES PORQUE ES (GRAN JUSTIFICACION) PARA LOS QUE LES ALCANZA COMEN HUEVO, Y LOS RICOS PORQUE TIENEN DINERO Y LES ALCANZA PARA COMER LO QUE QUIERAN (ME REFIERO AL DICHOSO HIGADO DE PATO Y OTRAS COMIDAS). EL PRETEXTO ES LO DE MENOS. NO NOS IMPORTAN LOS ANIMALES.
    YO LOS AMO Y ME DUELE VER TODO LO QUE SUFREN.

  3. Estimada Laura comparto la misma indignación que tu ¡ me duele ver morir cada año millones de animales en el mundo ¡ El hombre tiene atrofiado sus cinco sentidos por el consumo de seres , si porque son seres, que llevan a su mesa cada dia para según alimentarse. Mas temprano que tarde, tendrá que rendir cuentas ante su crueldad y su ingnorancia, el cual no lo exime de ser culpable.

  4. creo que siendo bienestaristas nunca se acabará con el sufrimiento animal. las gallinas ponedoras sufren aún mas que los pollos de engorde. necesitamos ser abolicionistas, oponernos a cualquier clase de explotación animal Eso de huevos de gallina feliz no existe, hay muchas fallas en los controles de certificación y terminamos siendo engañados.

  5. tus palabras dicen exactamente la verdad, soy conciente de eso. Recien empiezo a tomar conciencia respecto al maltrato a los que muy bien llamas animales no humanos.
    No podria llevarme a la boca creo que nunca mas un trozo de carne o pollo, pero me encuentro desconcertado en cuanto a que un chocolate comun y corriente o una pizza llevan consigo una marca de dolor. Hasta hace poco consumia leche a diario 2 veces al dia aprox. Y me cuesta mucho suplir ese lugar.
    Mi realidad es la de una persona que trabaja la mayor parte del dia y el tiempo es un obstaculo entre dedicarse a comer rico, sano y conciente u optar por un producto procesado rico y insano y condenable.
    Espero tener fuerza de voluntad para seguir cambiando de a poco y no volver a ser el insensible que fui durante tanto tiempo alimentandome de comida muerta o cargada de sufrimiento.
    Es muy lindo leerte y hacerlo me da ganas de seguir adelante y contagiar al resto.

    Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *